Noticias

Las GPU Tesla facilitan la detección temprana de la placa arterial
Heartplaque

Los ataques al corazón son la principal causa de muerte en todo el mundo y sólo en EE.UU. acaban con la vida de 500.000 personas cada año. De ellas, se estima que un 80 por ciento muere como consecuencia de fallos cardiacos producidos por placa acumulada en las arterias y no detectada con la tecnología de diagnóstico por imagen convencional. Predecir la ubicación de la placa podría mejorar enormemente los procedimientos de cuidado del paciente y salvar muchas vidas.'

El reto


Las actuales endoscopias obligan a introducir tubos en el enfermo para captar imágenes de la placa depositada en las paredes arteriales y las posibles áreas de obstrucción. Este método de visualización no indica la ubicación exacta de las acumulaciones potencialmente peligrosas, lo que introduce un cierto componente de "adivinación" por parte de los cardiólogos para determinar cuándo y dónde deben colocar una endoprótesis vascular (stent) en pacientes con oclusión arterial.

La solución


Las escuelas de ingeniería y medicina de Harvard y el Brigham & Women's Hospital de Boston están trabajando para evitar estas muertes mediante el uso de un procedimiento no invasivo que estima el punto del sistema cardiovascular en el que se deposita la placa. Utilizan un sistema de cálculo avanzado que les permite realizar una simulación avanzada del flujo sanguíneo del paciente para identificar la zonas con baja tensión de cizallamiento endotelial en la pared arterial.

En otras palabras, utilizando la potencia de las GPU, los especialistas pueden empezar a modelar la forma en que las sangre circula por el cuerpo humano para identificar las áreas donde existe un estrechamiento de las arterias. El resultado global de la simulación proporciona un mapa de riesgo ateroesclerótico que indica la localización de la placa oculta y los posibles puntos de colocación de stents. Y todo ello, sin necesidad de utilizar técnicas de diagnóstico invasivas ni cirugía exploratoria.

El resultado


Las GPU proporcionan 20 veces más capacidad de cálculo y 10 veces más rendimiento por dólar para la reconstrucción de imágenes y la simulación del flujo sanguíneo, con lo que hacen factible la utilización de estas técnicas de simulación avanzadas en la práctica clínica.

Sin las GPU, la enorme cantidad de sistemas de cálculo necesarios y el consiguiente gasto harían impracticable el uso de la hemodinámica como método de estudio. Dada su capacidad para detectar la placa arterial antes que ningún otro método, se espera que esta revolucionaria tecnología salve numerosas vidas cuando se apruebe su aplicación en los centros hospitalarios y de investigación de todo el mundo.