Back

Procesador de vídeo integrado en el chip

 
 

La nueva generación de juegos no son las únicas aplicaciones que exigen nuevas prestaciones a las tarjetas gráficas. Los consumidores modernos quieren ver DVDs, codificar y descodificar programas de televisión y poder utilizar formatos de TV de alta definición en el PC. La CPU no puede hacer todo ese trabajo ella sola, pero las últimas unidades de procesamiento gráfico (GPU) de NVIDIA están preparadas para asumir la parte más dura de esa tarea.

Las GPU de la serie GeForce 6 contienen un novedoso procesador de vídeo programable que proporciona lo último en funciones de vídeo de alta calidad. Su chip ofrece aceleración de muchas funciones que antes estaban reservadas a la CPU o a un segundo chip. Por tanto, esta nueva serie de GPUs ofrece dos chips en uno: GPU y procesador de vídeo.

El procesamiento de vídeo en la GPU se encarga de dos aspectos fundamentales: la reproducción (descodificación) y la grabación de vídeo analógico con la posterior conversión en un formato digital definido (codificación). El formato más habitual para codificación y descodificación de vídeo es MPEG-2, aunque hay otros formatos conocidos, como Windows Media Video9 (WMV9), que también se admiten en la serie GeForce 6.

Descodificación de vídeo
MPEG-2 se ha convertido en un elemento clave del procesamiento de vídeo moderno y constituye la base de funciones como la reproducción de DVDs. A través de funciones avanzadas como la compensación del movimiento y la tecnología IDCT (transformada discreta del coseno inversa), las GPU GeForce 6 pueden manejar la descodificación MPEG-2 con enorme eficacia y descargar así a la CPU de la pesada carga de reproducir la información de vídeo. El resultado son unas imágenes de alta calidad con gran fluidez en la reproducción y escaso consumo de energía.

Otro factor importante es que las GPU GeForce 6 son completamente programables y pueden manejar formatos como WMV9 y MPEG-4. A esto se añade que el motor de compensación del movimiento de NVIDIA es capaz de acelerar la descompresión para una gran variedad de formatos de vídeo entre los que se incluyen WMV9, MPEG-4, H.264 y DiVX. Y, al igual que sucede con la compensación del movimiento de MPEG-2, el motor de procesamiento de vídeo de NVIDIA puede asumir la parte más pesada del cálculo para dejar el trabajo fácil a la CPU.

Codificación de vídeo
Las GPU de la serie GeForce 6 también pueden acelerar la codificación de vídeo por hardware. Hasta ahora, la codificación de vídeo había sido un proceso largo y trabajoso. Las nuevas GeForce 6 incluyen un motor de estimación del movimiento que, gracias a las tecnologías más modernas, proporciona vídeo de mayor calidad con la misma tasa de bits (o incluso inferior) y una menor utilización de la CPU para incrementar el rendimiento del sistema.

Pensado para el futuro
El procesamiento de vídeo de la serie GeForce 6 se ha diseñado sin perder de vista los formatos del futuro. La flexibilidad del procesador de vídeo incorporado en la GPU permite introducir algoritmos de vídeo nuevos o actualizados a medida que aparecen en el mercado. Además, funciones como el desentrelazado, la corrección gamma y la reducción del ruido se programan en el propio procesador. Con todas estas funciones y la total programabilidad del procesador de vídeo, las GPU GeForce 6 sientan las bases de los dispositivos de vídeo de ahora y del futuro con opciones de visualización flexibles y la posibilidad de ejecutar gran cantidad de aplicaciones de vídeo complejas para adaptarse a los gustos de cada consumidor.

Nota: Algunas funciones del procesador de vídeo integrado se implementarán en una futura versión del controlador NVIDIA.

 



 
 
 
 
FacebookTwitterGoogle+LinkedInPinterest